14 de Mayo de 2020. Corea del Sur realizará una prueba de funcionamiento de un camión de basura impulsado por hidrógeno en línea con su visión de utilizar el recurso como una de las principales fuentes de energía para la economía número 4 de Asia.

Según el plan, el país desplegará un camión de gas natural comprimido (GNC) de cinco toneladas en la ciudad sureña de Changwon para recolectar residuos, según el Ministerio de Comercio, Industria y Energía. El programa piloto se extenderá hasta 2021 antes de expandirse a otras regiones.

Corea del Sur ha estado buscando construir una sociedad que aproveche el hidrógeno como la principal fuente de energía para vehículos y otros usos diarios. La política se considera uno de los proyectos clave impulsados ​​por la administración Moon Jae-in.

“La pandemia de COVID-19 ha despertado la conciencia mundial sobre la salud y la seguridad. La demanda de autos con celdas de combustible de hidrógeno amigables con el medio ambiente crecerá en el futuro”, dijo el ministro de Industria, Sung Yun-mo, durante una reunión con funcionarios del Instituto de Tecnología Automotriz de Corea y Hyundai Motor Co.

El país opera 10 taxis de celdas de combustible de hidrógeno en la ciudad capital de Seúl, con 10 más que se agregarán más adelante este año. También planea reemplazar los autobuses expresos existentes con modelos impulsados ​​por hidrógeno.

De acuerdo al Ministerio, las ventas acumuladas de automóviles con celdas de combustible de hidrógeno en Corea del Sur alcanzaron 5.083 en 2019, frente a solo 87 en 2016. Los envíos salientes de los modelos llegaron a 788 unidades el año pasado.

El país, que tenía solo nueve estaciones de carga en 2016, finalizó las instalaciones de 34 bocas de expendio el año pasado, y planea agregar docenas más en 2020 para tener 310 establecimientos hacia finales de 2022.