La compañía húngara Waberer’s planea sumar vehículos impulsados por gas natural a su flota tras una serie de pruebas en colaboración con Iveco y Shell.

El presidente ejecutivo Ferenc Lajkó dijo: “Los vehículos alimentados con gas natural representan una alternativa fuerte en el transporte por carretera, ya que estos motores funcionan con tasas de emisión y contaminación acústica significativamente más bajas y también son adecuados para el transporte a larga distancia. Esto fue particularmente importante para nosotros ya que estamos explorando continuamente oportunidades para reducir la huella ecológica de nuestras actividades. De acuerdo con los resultados de las pruebas, los costos operativos también podrían ser más bajos. El creciente número de estaciones de servicio de gas natural en las carreteras de Europa es un gran apoyo para esta tendencia”.

La empresa, que actualmente opera unos 4.400 camiones diesel Euro 6, realizó una prueba de meses con unidades Iveco alimentadas con GNC y GNL junto a su socio DanubeTruck. Como resultado, espera comenzar a incorporar camiones impulsados por gas a su flota el próximo año.