13 de Abril de 2020. Con el objetivo de renovar las unidades del transporte urbano que significará un gran aporte en la solución a grandes problemas de contaminación en las ciudades, además de mejorar la calidad del servicio brindando mayor comodidad a los usuarios, nace en México la primera planta ensambladora de autobuses impulsados por gas natural, cuyas unidades reducirán su costo de operación un 40% y podrán adquirirse bajo atractivos esquemas de financiamiento.

Como resultado de la fusión entre los corporativos Golden Star 4000 de México y Zhong Tong Bus de China, surge esta armadora cuya construcción ya se inició en el municipio El Carmen, Nuevo León. Será la primera planta en el país que desarrolle unidades con tecnologías ecológicas, principalmente de gas natural, así como eléctricas y de hidrógeno.

Esta armadora traerá beneficios múltiples, ya que además de la generación de empleos y activación de la economía en la región, brinda un gran aporte ambiental porque disminuye la contaminación que actualmente genera el transporte público, dado que la tecnología a gas natural en motores reduce la emisión de óxidos de nitrógeno hasta en 80% y un 95% en material particulado, si se compara con los vehículos impulsados a gasolina y diesel.

Esta ensambladora cuya extensión de terreno oscila las 570 hectáreas más sus patios de manejo, tendrá una inversión inicial de 240 millones de euros y traerá grandes beneficios, ya que solamente en la construcción de su primera etapa generará 1.400 empleos directos y estima 2.800 más al momento de entrar en operación.

El proyecto de construcción tendrá una duración de 3 años y, una vez finalizada la obra, tendrá capacidad de fabricar 4.800 unidades por año que se proyecta comercializar en el mercado mexicano y América Latina.