La Asociación Francesa del Gas Natural Vehicular (AFGNV) manifestó su apoyo al plan del gobierno que aspira a garantizar un transporte limpio y una mayor de calidad del aire.

Los compromisos del Estado francés a favor de la movilidad limpia y la calidad del aire, presentados el 20 de julio por los ministros Nicolas Hulot y Elisabeth Borne, respaldarán la transición energética en el transporte por carretera y, en particular, el despliegue del GNV/bioGNV.

Para apoyar la ambición del gobierno de multiplicar por quince las ventas de camiones de bajas emisiones para 2025, en comparación con 2017, la industria del GNV está experimentando una dinámica que se está acelerando. Por lo tanto, durante los primeros seis meses de 2018, la AFGNV dio la bienvenida a 15 nuevos miembros (en comparación con alrededor de diez por año, en promedio, desde 2012). Estos incluyen compañías que diversifican sus negocios en GNV/bioGNV.

La puesta en servicio de la infraestructura de reabastecimiento de combustible no queda fuera. A fines de 2017, Francia tenía 13 estaciones de GNL y 64 de GNC. Hasta la fecha, operan 24 puntos de GNL y 82 de GNC. A fines de 2018, los operadores podrán contar con una red de 37 bocas de expendio de GNL y 117 de GNC.

En cuanto a los camiones de GNV/bioGNV, la AFGNV ha identificado 6.915 vehículos en noviembre de 2017 y 7.579 unidades en mayo de 2018, un aumento del 10% en 6 meses. En el segmento de los camiones de carga alimentados con GNC, el crecimiento de la flota es del 37% en 6 meses.