15 de Noviembre de 2019. Operail, una empresa internacional de logística y transporte, ha firmado un acuerdo de cooperación con la compañía letona DiGas para desarrollar la primera locomotora de carga de gas natural licuado (GNL) en la región.

Anteriormente, la tecnología de gas se había probado y utilizado en locomotoras de maniobras. Agregar el sistema de GNL a las locomotoras de carga es un evento histórico en el transporte ferroviario del Báltico y el sector ferroviario en general. En promedio, una locomotora de GNL utiliza un 30% menos de combustible y emite un 20% menos de dióxido de carbono y un 70% menos de dióxido de azufre.

“Estamos constantemente buscando soluciones que sean más amigables con el medio ambiente. La primera locomotora de carga de GNL es un excelente ejemplo de cómo el uso de las nuevas tecnologías no solo hace que los procesos existentes sean más eficientes, sino que también ayuda a preservar la naturaleza que nos rodea”, dijo Raul Toomsalu, presidente del Consejo de Administración de Operail. “Nuestros cálculos de costos confirman que transportar una tonelada de mercancías en ferrocarriles durante 100 kilómetros consume una cuarta parte del combustible que transportaría en carreteras. La implementación de locomotoras de GNL aumentará aún más esa brecha”.

“Invertiremos un cuarto de millón de euros y comenzaremos la construcción de una locomotora piloto para que después del período de prueba, podamos implementar la misma tecnología en todas nuestras locomotoras de carga”, señaló Toomsalu sobre los planes de Operail. “Los costos de producción de la primera locomotora son más altos, pero después de eso, la adición de tanques y sistemas de GNL será mucho más asequible. También pedimos a otras empresas de transporte y logística que busquen soluciones más sostenibles”.

El proceso de reconstrucción de la locomotora American General Electric C36 implica dividir el tanque de combustible de 17,000 litros en dos, la mitad para combustible diesel y la otra mitad para GNL, y la adición de nuevos sistemas. Los sistemas de información de una locomotora de GNL almacenan todos los datos sobre el consumo de combustible y el análisis de los mismos permitirá un mayor ahorro.

La primera locomotora de GNL debería completarse la próxima primavera y probarse en el verano de 2020. Después de obtener las aprobaciones requeridas por Eesti Raudtee y la Autoridad Reguladora Técnica y de Protección del Consumidor, se planea que la locomotora comience a operar en el transporte de carga a fines de 2020.